Moda sostenible es un concepto habitual en el lenguaje del lujo actual. Pero la popularidad de un término no hace que sea más fácil de desentrañar. De hecho, hace que sea aún más difícil entender si una marca opera desde una perspectiva de fabricación respetuosa con el medio ambiente, o si es una marca verde, o si está haciendo un lavado de sus prácticas de producción. No se trata de grandes gestas, sino de Invertir en la microsostenibilidad. Transformar las emociones negativas relacionadas con el clima en esperanza y acción, esforzándonos por cambiar nuestro estilo de vida para minimizar el impacto negativo. Por ello ofrecemos a nuestros clientes propuestas que faciliten el cambio hacia la sostenibilidad. Para nosotros, hacer consciente al público del compromiso con la sostenibilidad es muy importante. La comunidad y la colaboración serán sus valores clave, y la esperanza y la compasión serán sus emociones clave.